Sigo por aquí

Sigo por aquí

Siempre he sabido que soy una persona querida y admirada por mi trabajo, pero ha tenido que ocurrir algo tremendo en mi vida, un terrible accidente de tráfico, para acabar de descubrir que soy valioso para miles de personas. En primer lugar para mi familia, sobre todo mis dos hermanos. Sobrinos y primos, que siempre habían estado ahí, cerca, para lo que me hiciera falta, pero que ahora no se despegan. Luego los amigos más allegados, esos a los que no siempre atiendes por falta de tiempo o, sencillamente, porque piensas que no te necesitan. Un buen amigo es un alma en dos cuerpos y cuando hace falta te puede salvar la vida. No es que le dé un gran valor a la mía, y menos ahora, pero alguien o algo muy poderosos han querido que siga por aquí y ojalá que sea para algo valioso, productivo, de utilidad para la sociedad en general. Creo que siempre he sido una persona generosa, pero de aquí en adelante lo tengo que ser aún más. He de intentar vivir para ayudar a los demás, cercanos a mí o no, eso es lo de menos. Hay que ser generosos en general porque lo otro sería interés o querer pagar alguna deuda, y no es eso.

Solo yo sé por lo que he pasado, paso aún y pasaré seguramente el resto de mi vida, recién estrenada hace poco más de un mes. Llevo ese tiempo inmóvil en cama, aunque ya en casa. La recuperación será larga. No tenía ganas de escribir nada, solo de aliviar tanto dolor físico y síquico, pero mi vida es escribir. Mal o bien, escribir, contar historias, vaciar el alma y el corazón, alegrar a la gente o hacerla reflexionar con mis cosas. He soñado todo este tiempo varias veces con la labor de escribir, quizá porque solo así, escribiendo, sé comunicarme bien con las personas. No voy a escribir ahora solo de lo que me ha pasado, sino de todo, como he hecho siempre. Sigo la actualidad, me informo cada día de lo que ocurre en el mundo, y necesito opinar sobre ello. Y, sobre todo, escribir de flamenco, que sigue siendo la música que me mueve el corazón. Tengo ganas de volver a una peña a escuchar un buen recital de cante jondo. De ir a un festival de verano y emborracharme de cante jondo. De tener tertulias con los amigos, de cante o de cualquier otro tema. De andar con mis perras, Pastora y Rufi, que me echan de menos. De ir al cine y a un teatro. De estrenar por fin mi piscina y hacer un buen arroz un domingo de estos. En definitiva, de vivir una vida normal, entregada al trabajo y a los seres queridos.

Mil gracias a todos.

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn

8 Comentarios

  • Miguel Nuñez Nuñez Escrito el 9 junio, 2019 18:42

    Manuel te deseo una pronta y total recuperación

  • Ana Mari Lobato González Escrito el 9 junio, 2019 19:27

    Bonito articulo, para hacernos saber que “sigues por aqui” cosa que me alegra muchísimo.
    Mucha fuerza, animo y cuidate mucho Manuel, la salud, es lo mas preciado de la vida…
    Te deseo lo mejor y recuperate pronto.
    Un abrazo de tu paisana!!!

  • Carmen Corpas Escrito el 9 junio, 2019 22:35

    Que alegría mas grande!! intentar vivir para ayudar a los demás, maravilloso sentimiento. Las redes sin ti no son lo mismo!!
    Un beso enorme.

  • Manuel Prieto Castro Escrito el 10 junio, 2019 05:55

    Me alegro mucho de que se vaya usted recuperando. Vivir para los demás puede dar sentido a la vida. Y le agradezco que piense en nosotros. Pero no se olvide de usted mismo, que es quien más necesita ahora de su generosidad y entrega. La mejor forma de ayudar a los demás es cuidarse primero a uno mismo. Quiérase mucho, que de verdad se lo merece.

  • Paco Benitez Escrito el 10 junio, 2019 11:41

    Lo principal en la la vida en que nos ha tocado de vivir es las ilusiones y las ganas de tirar del carro.No tengo el placer de conocerlo tan solo de referencias al igual que a Faustino Nuñez los cuales me causáis mis respeto., por su buen que hacer y sus ganas de llevar los senderos del dificil arte del flamenco.. Yo me miro en vuestro espejo y me digo solo soy un principiante por muchos honores que a mí las gentes me prodigan y los libros que haya estudiado y marcado con mi voz en ciertas peñas y ,y como miembro de jurad de los cantes de ida y vuelta con las soleares de Cadiz en concursos.Yo amigo Bohorque y permite-me, la palabra amigo, le digo que tire del carro fuerte que su restablecimiento lo tiene mas que asgurado por la fé y la fuerza que le pone a la vida ..Un Fuerte abrazo y a mejorarse …..Posdata.. A Manuel Torre le decían la torre ,por su altura y tu,, no te queda en menos centimetros .. Saludos .

  • Juan Cerca Escrito el 12 junio, 2019 16:19

    Nos alegramos de todo y pronta recuperación.

  • Antonio García Barbeito Escrito el 17 junio, 2019 21:56

    Ya me extrañaba no verte entre los articulistas de El Correo…
    Siento que haya sido por un accidente de tráfico tan terrible como -sin saber que eras tú el herido- leí en la prensa de aquellos días. Me alegra saberte recuperándote. Ánimos y fuerza para seguir, Manuel.
    A vivir, a vivir.
    Antonio

  • Inés Galán Escrito el 18 junio, 2019 21:49

    Y de la niña de 25 años y futura enfermera.. ( Le quedaba muy poco para acabar sus estudios) que murió en ese accidente que tú provocaste, no dices nada?? Me provocas malestar y mucho.

Escribir comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *