Se nos ha ido hoy el gran guitarrista marchenero Enrique de Melchor

Enrique de Melchor, en un retrato del gran fotógrafo Paco Sánchez.

Enrique de Melchor en un buen retrato del gran fotógrafo sevillano Paco Sánchez.

No hace más de media hora que acabamos de recibir la triste noticia de la muerte del gran guitarrista sevillano Enrique de Melchor. Según hemos podido saber  por parte de uno de sus compañeros, Enrique Jiménez Ramírez fue operado hace cuatro años de cáncer de vejiga, de cuya operación había quedado bien. Pero hace unos días se encontraba en su guitarrería madrileña, sintió unos extraños dolores de espaldas y se fue a la clínica La Luz, donde también murió Enrique Morente hace poco más de un año. Allí le confirmaron que se le había reproducido el cáncer y que la matástasis le había invadido el cuerpo. Impresionante mazazo nada más entrar el año nuevo, cuando apenas estábamos recuperándonos del de Enrique Morente. Enrique de Melchor era una gran figura de la guitarra y uno de esos artistas que dejan huella. Hijo del también guitarrista sevillano Melchor de Marchena, se hizo guitarrista aprendiendo de su propio padre y de otros grandes maestros, convirtiéndose muy pronto en una primera figura de la sonanta que reclamaron los más grandes cantaores, como Mairena, Lebrijano o Menese, o Rocío Jurado en el mundo de la copla, entre otros muchos. Ha sido de los más completos de los últimos tiempos, pues a su calidad de acompañante unía también su talento a la hora de componer su propia música flamenca, que ha registrado en discos que serán su mejor legado artístico. Obras como Confidencias y Arco de las Rosas, su último cedé, serán una referencia importante para futuros guitarristas. A lo largo del día les seguiremos ampliando esta lamentable noticia que, obviamente, nos ha machacado. Sobre todo porque tenía solo 61 años, y era un cacho de pan.

El guitarrista de Marchena visto por el fotógrafo argentino Carlos Arbelos.

El guitarrista de Marchena visto por el fotógrafo argentino Carlos Arbelos.

Enrique de Melchor había nacido en 1950 en la localidad sevillana de Marchena, donde vivió hasta los 12 años. Nació en el seno de una familia de artistas, con nombres como La Jilica, El Cuácua, Miguel de Marchena y el Bizco Melchor, entre otros. Su propio padre, Melchor de Marchena, uno de los mejores guitarristas de todos los tiempos, se encargó de transmitirle el arte de tocar la guitarra, aunque aprendió de muchos otros artistas de la sonanta. Comenzó a tocar en Los Cansteros, el tablao de Manolo Caracol, cuando solo era un adolescente y en este local fue donde lo descubrió Paco de Lucía, con quien giró por el mundo siendo muy joven. Se dio a conocer muy pronto y lo reclamaron muchas de las primeras figuras del cante, Antonio Mairena entre ellas. Encontró enseguida un hueco en los festivales de verano de Andalucía, donde era frecuente verlo acompañando a José Menese o Lebrijano, lo que le valió para ser reconocido por la Cátedra de Flamencología de Jerez y el Festival de las Minas de La Unión. Pero además de ser un enamorado de la faceta del acompañamiento, Enrique de Melchor sintió desde siempre una especial atracción por la guitarra de concierto y en esta especialidad nos ha dejado obras de un gran valor artístico, que dejan claro su gran talento a la hora de componer desde un gran respeto a las raíces. En todos sus discos en solitario destaca por un sello muy personal y una flamenquería extraordinaria, combinación que lo consagrará en uno de los concertistas más flamencos, sobre todo como un gran creador de falsetas originalísimas. La noticia ha conmocionado al mundo del flamenco, como no podía ser de otra manera, a pesar de que estaba algo olvidado, de lo que se lamentaba en privado siempre que podía. Se sentía desplazado, lo que le animó a abrir una tienda de guitarras en la capital de España, donde vivía desde hacía décadas.

http://www.youtube.com/watch?v=Aw4r9FyRxYQ

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn

12 Comentarios

  • hendrix Escrito el 3 enero, 2012 13:50

    Golpes y golpes y mas golpecitos en el mismo lao!! como empieza el año para los flamencos,hace unos dias me dierón la noticia de que Enrique estaba mu malito y bueno ya sea confirmado el triste desenlace,otra guitarra de oro que se nos va,y tan pronto…ya no se que escribir,los flamencos estamos aturdidos…

    Empieza el llanto
    de la guitarra.
    Se rompen las copas
    de la madrugada.
    Empieza el llanto
    de la guitarra.
    Es inútil callarla.
    Es imposible
    callarla.
    Llora monótona
    como llora el agua,
    como llora el viento
    sobre la nevada.
    Es imposible
    callarla.
    Llora por cosas
    lejanas.
    Arena del Sur caliente
    que pide camelias blancas.
    Llora flecha sin blanco,
    la tarde sin mañana,
    y el primer pájaro muerto
    sobre la rama.
    ¡Oh, guitarra!
    Corazón malherido
    por cinco espadas.

    • lagazapera Escrito el 3 enero, 2012 14:48

      A Hendrix: Hemos empezado este año con la muerte del gran Enrique de Melchor, Hendrix. Era mi amigo y me duele esta muerte porque, además de que era amigo, siempre me encantó su sonido tan flamenco y de una personalidad extraordinaria. Pero, además, Enrique era muy buena persona, un cacho de pan. No se acostumbra uno a estas cosas, amigo.
      Saludos.

  • Emilio Escrito el 3 enero, 2012 14:57

    DESCANSE EN PAZ DON ENRIQUE DE MELCHOR,PARA MI EL JUNTO CON SU PADRE SON LOS DOS GUITARRISTAS FLAMENCOS MAS GRANDES QUE HA DAO LA HISTORIA.EL FLAMENCO SE NOS ESTA ACABANDO,QUE MAZAZO NADA MAS EMPEZA EL AÑO JODER.

  • Jose Escrito el 3 enero, 2012 15:13

    Buenas.

    En el mismo año Moraíto y Melchor… Tiene narices la cosa.

    A nosotros se nos va un maestro, un flamenco como la copa de un pino, se nos va la posibilidad de poder verlo en directo, de disfrutar de su arte. Los aficionados perdemos con su ausencia.

    La historia del flamenco, no obstante, gana otro protagonista (demasiados últimamente). A medida que se marchan los grandes la historia y la fuerza del flamenco aumenta.

    Qué paradoja (y qué putada).

    Salud y suerte

  • Pablo San Nicasio Escrito el 3 enero, 2012 15:49

    Un fenómeno. Divertido, humilde, que hablaba bien de todos y que tocaba genialmente bien.

  • MIGUELÓN Escrito el 3 enero, 2012 16:31

    hay que joderse…..

  • SOMAY Escrito el 3 enero, 2012 17:24

    que dios lo acoja en su gloria ,siempre nos acordaremos todos los flamencos de ti ,pedazo de artista mejor persona! un olee pa enriqueee!! oleeeeee

  • paqui Escrito el 3 enero, 2012 17:49

    NO ME LO PUEDO CREER TITO MANUE.QUE FUERTE!QUE AÑO MÁS DURO POR DIOS.

  • Paco Mármol Escrito el 3 enero, 2012 17:50

    Un verdadero mazazo para todos los que le hemos conocido. Además de su gran valía profesional, era una persona admirable en todos los sentidos. Bueno, bondadoso, humilde, solidario y amigo de sus amigos. DEP D. Enrique de Melchor.

    No me pías que te lleve
    al Hospital de la Luz,
    allí han muerto los Enriques
    y no quiero que mueras tú.

  • José Cenizo Escrito el 3 enero, 2012 20:16

    Siento mucho esta nueva muerte, tan temprano, en el mundo nuestro del Flamenco. Mi pésame a su familia. Descanse en paz un grande del Flamenco, de la guitarra. José Cenizo.

  • Amparo Cortés Escrito el 4 enero, 2012 09:52

    Que pena Primo
    Te quiro Enrique y siempre te llevaré en mí corazón,
    Gracias por todo lo bueno que as hecho y dejaste como
    regalo a todos los FLAMENCOS

  • Rufino Rivas Escrito el 4 enero, 2012 11:48

    De mármol frio y sin vida me qudé al saber la noticia, que pena, mi amigo Enrique el Maestro D. Enrique Jiménez (de Melchor)se ha ido en silencio, sin dar muestras de que se le terminaba la vida y aunque él lo sabia, luchaba a golpe de arpegios con su sonanta, que triste el saber que ya no te veré mas mi amigo, mi idolo el señor de la sencillez y de la fragancia, en las notas que le brotaban del alma, no un adios un hasta siempre, nuestras lágrimas, formarán parte del manantial caudaloso de los flamencos, que te aman, que no te olvidan y que esperan compartir con tu arte el día de mañana

Escribir comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *