Asuntos para no dormir

Asuntos para no dormir

Quienes me siguen sabrán bien que hay asuntos sobre los que no suelo opinar mucho. Por ejemplo, el de los que se alegran de la muerte de los demás y hasta llegan a justificar atentados, riéndose de las víctimas, sean militares, guardias civiles, políticos, empresarios o ciudadanos de la calle. Un atentado no tiene justificación posible, porque no solo tiene que ver con la víctima directa, sino con más personas. Se puede entender o no que alguien se alegre de la muerte de un torero, al que considera un asesino, pero cuesta entender que lo celebre públicamente con mofa incluida y, además, que ofenda a padres, hermanos, mujeres e hijos, en un momento de tremendo dolor para ellos. Esto ya es inadmisible y repugnante. He leído hoy mismo que no pasa nada porque alguien se alegrara de la muerte de Carrero Blanco, en referencia a la sentencia condenatoria a Cassandra, esa chica que publicó algunos chistes en Twitter. He leído los chistes y, sinceramente, no entiendo la sentencia, pero tampoco entiendo que una persona tan joven se entretenga en esas chorradas, de algo que además pasó hace décadas y que casi nadie recordaba ya. Por otra parte, este caso no es nada relevante al lado de otros no muy lejanos en el tiempo y que no tuvieron condena alguna. Ejercer la libertad de expresión es un derecho indiscutible amparado por la mismísima Constitución de nuestro país, pero no vale todo. Y, además, puestos a utilizar las redes sociales para denunciar cosas, ¿es que no hay asuntos más importantes que el hacer chistes sobre víctimas del terrorismo, del toro o el cáncer? El caso tan reciente de la infortunada Bimba Bosé, por ejemplo, es vergonzante, lo que da una idea de la clase de país que hemos hecho entre todos. Pues hay quienes justifican estas atrocidades en nombre de la libertad de expresión. Todo esto es triste y me produce repugnancia, de ahí que jamás entre en ciertos asuntos de actualidad, sobre todo cuando hay tantos abusos que denunciar y de qué escribir en nuestro país, si se tienen ganas de hacer ambas cosas.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn

1 comentario

  • jose rubio, 1 abril, 2017 09:31

    La persona que se regocije en la muerte d otra persona,,/ al no ser un violador d niño, o cosas parecías,/ es un mal nació, eso es evidente vamos!!!

Escribe tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *